Brasil en español

¿Por qué este banco brasileño decidió comprar Grupo Alfa por US$190 millones?

Con la adquisición, Banco Safra refuerza su presencia en los servicios corporativos, banca privada y gestión de patrimonio

Además de operar en el segmento financiero, el grupo tiene negocios en la industria hotelera, de materiales de construcción, agroindustria, alimentos y bebidas, cultura y comunicaciones
24 de noviembre, 2022 | 11:46 AM

Lea esta historia en

Portugués

Bloomberg Línea — Banco Safra, uno de los mayores bancos privados de Brasil, anunció el miércoles (23) que había adquirido una participación de control en el conglomerado financiero Alfa (BRIV3, BRIV4), por 1.030 millones de reales, o US$193,3 millones, reforzando su presencia en servicios corporativos, banca privada y gestión de patrimonio en Brasil.

Desde el primer semestre del año, el mercado estaba esperando que se cerrara la negociación de Banco Alfa. En septiembre, la entidad financiera, fundada por el banquero Aloysio Faria, fallecido en 2020, llegó a admitir, en un comunicado, la posibilidad de negociar con BTG Pactual (BPAC11).

La transacción es un hito en la historia del banco en Brasil”, dijo en un comunicado David Safra, hijo menor del banquero Joseph Safra (1938-2020), fundador de la institución con sede en São Paulo.

PUBLICIDAD

El CEO de Alfa, Fábio Amorosino, también destacó la operación como “histórica” en el mercado financiero brasileño. “Estamos convencidos de que la operación entre los dos bancos, fruto de exitosas trayectorias empresariales y basada en valores comunes, potenciará la calidad, la perennidad y la excelencia que siempre hemos ofrecido a nuestros clientes y empleados”, dijo.

El acuerdo firmado involucró a Safra y a Administradora Fortaleza, propietaria de todas las acciones de las empresas del conglomerado financiero Alfa.

Banco Alfa forma parte de un conglomerado que opera principalmente en los segmentos de crédito a empresas y particulares, tesorería, administración de recursos ajenos, banca privada, gestión de patrimonios, mercado de capitales y fusiones y adquisiciones.

PUBLICIDAD

En el área de banca corporativa, Alfa agrupa grupos económicos con ingresos de 100 millones de reales (US$18,8 millones) a 1.000 millones de reales (US$188 millones), y la división de grandes empresas agrupa compañías con ingresos superiores a 1.000 millones de reales (US$18,8 millones).

Otro área de actividad común entre los dos bancos es la financiación de vehículos de lujo, principalmente importados. En un informe sobre el sector bancario brasileño publicado en febrero, la agencia de calificación Moody’s destacó que Safra y Alfa son actores clave en este segmento en Brasil, ya que ambos se centran en la financiación de clientes de renta alta y en la compra de coches de lujo. En un ranking publicado por el sitio web del Banco Central, Safra ocupa el tercer lugar entre los bancos con las tasas de interés fijas más bajas cobradas a los individuos para la compra de vehículos.

Alfa también ha sido reconocido como uno de los bancos que más contratan a las startups del país. El programa de innovación de Alfa, lanzado en 2020, cuenta con 19 startups en su portfolio actual. Entre las participantes en su hub de innovación están startups centradas en el análisis del crédito como Cignifi, DataRisk, DataRudder, Débito Direto, Join Analytics y Ume, seleccionada en agosto.

En 2021, Alfa cerró el año con la marca histórica de 12.800 millones de reales (US$2.406 millones) en estructuración de operaciones de mercado de capitales. La agroindustria, la energía y el saneamiento fueron los sectores con las principales operaciones.

En el ámbito del agronegocio, Alfa ha liderado la coordinación de las emisiones de CRA (Certificado de Créditos del Agronegocio) por parte de clientes relevantes, como Yara, el gigante europeo de los fertilizantes, que en junio liquidó una operación de 520 millones de reales (US$97,7 millones), la mayor de la compañía en el mercado de capitales brasileño.

El acuerdo firmado con Safra no incluye las empresas no financieras del Grupo Alfa de diversos sectores, como el hotelero, el de materiales de construcción, el agroindustrial, el de aguas mineras, el alimentario, el cultural, el de comunicaciones y el de eventos.

PUBLICIDAD

Rothshild & Co y Mattos Filho actuaron como asesores financieros y jurídicos de Administradora Fortaleza en la venta del control del conglomerado. Para Safra, la asesoría financiera fue de J.Safra Investment Banking y la asesoría jurídica de Pinheiro Neto Advogados, según la nota conjunta.

Te puede interesar

PUBLICIDAD