Mercados

BlackRock, Fidelity advierten que los mercados vuelven a subestimar la inflación

La inflación continúa siendo un riesgo para los mercados, y la Fed ha dicho repetidamente que quiere que la medida baje hasta su objetivo del 2%

Ventas
Por Eva Szalay
11 de enero, 2023 | 08:40 AM

Bloomberg — Los principales gestores de activos a nivel mundial, entre los que se encuentran BlackRock Inc. (BLK), Fidelity Investments y Carmignac, están alertando a al mercado de que, al igual que sucedió en 2021, se está infravalorando no solo la inflación, sino también el nivel máximo al que llegarán las tasas de interés en Estados Unidos.

Lo que está en juego es inmenso luego de que Wall Street restara importancia de forma casi generalizada a la senda inflacionaria. La renta variable global ha visto como se borraron US$18 billones en valor de mercado, al tiempo que el mercado de bonos del Tesoro estadounidense padecía las mayores caídas de su historia. No obstante, a juzgar por los swaps inflacionarios, las perspectivas vuelven a ser que la inflación será más bien moderada y descenderá hacia el objetivo del 2% fijado por la Fed en el plazo de 1 año, en tanto que los mercados financieros están apostando a que el banco central iniciará un recorte de las tasas de interés.

Según Frederic Leroux, integrante del comité de inversiones y responsable del grupo de activos cruzados de la gestora de activos francesa Carmignac, valorada en 44.000 millones de euros (US$47.000 millones), esto va a hacer que los mercados se preparen vean otro duro impacto, ya que es previsible que la falta de mano de obra alimente una inflación mayor de lo previsto.

PUBLICIDAD

Leroux señaló durante una entrevista telefónica: “La inflación está aquí para quedarse”. Añadió “tras la crisis, los responsables de la banca central creyeron que ellos decidían el nivel de las tasas de interés. Durante los 2 años recientes comprendieron que no es así: es la inflación la que lo hace”.

Inflacióndfd

Agregó que uno de los mayores errores de precios en el mercado actual es la expectativa de que la inflación baje a 2.5% el próximo año, antes de agregar que el mundo está entrando en un ciclo macroeconómico comparable al de 1966 y 1980. Ese período vio shocks energéticos que impulsaron La inflación estadounidense a los dos dígitos en dos ocasiones.

“Tenemos que vivir en un entorno muy diferente al anterior”, dijo Leroux. El oro, las acciones japonesas y las empresas confiables y estables regresarán, en su opinión, ya que persisten los rendimientos reales negativos y los bancos centrales no estarán dispuestos a infligir demasiado dolor.

PUBLICIDAD

El jueves, los funcionarios de la Fed reiteraron la postura agresiva del banco central con comentarios que buscaban disipar las esperanzas de una relajación inminente en el rumbo de la política. El viernes, el economista jefe del Banco Central Europeo, Philip Lane , se hizo eco de ese sentimiento y dijo que las presiones sobre los precios seguirán siendo elevadas incluso si los crecientes costos de la energía disminuyen.

Inflcióndfd

Los analistas del Instituto de Inversiones de BlackRock también ven que la alta inflación persiste, con pocas esperanzas de que una recesión impulse a la Fed a recortar las tasas. En su lugar, esperan que la Fed reduzca sus aumentos descomunales a otros más pequeños a medida que se aclare el dolor de la desaceleración económica, incluso si la inflación se mantiene por encima del objetivo del 2% del banco.

“Es poco probable que los bancos centrales acudan al rescate con rápidos recortes de tasas en las recesiones que diseñaron para reducir la inflación y llevarla a los objetivos de política. En todo caso, las tasas de política pueden permanecer más altas durante más tiempo de lo que espera el mercado”, escribió la semana pasada un equipo de analistas que incluye a Jean Boivin, director del Instituto. BlackRock está infraponderado en acciones de mercados desarrollados y prefiere crédito de grado de inversión a bonos gubernamentales a largo plazo.

El director de macro global de Fidelity Investments, Jurrien Timmer, dijo a Bloomberg que la inflación sigue siendo un riesgo clave para los mercados, ya que la Fed ha dejado en claro repetidamente que quiere que la medida baje hasta el objetivo del 2%, no solo una desaceleración en crecimiento de precios.

No todos los fondos están de acuerdo, por supuesto. El gestor de activos holandés Robeco, con 246.000 millones de euros (US$263.953 millones) bajo gestión, considera que 2023 será el pico de tipos, el dólar y también la inflación. Esto se debe principalmente a sus expectativas de una recesión y la incapacidad de los responsables políticos para diseñar un aterrizaje suave, que cree que provocará recortes de tasas.

Pero Leroux de Carmignac dijo que el enfoque del mercado en el pivote potencial de la Fed es “un espectáculo secundario”, ya que llegará un momento en que los inversores se darán cuenta de que la inflación es más rígida de lo que pensaban.

PUBLICIDAD

“En algún momento, el mercado tendrá que entender que se avecinan más aumentos de tasas”, dijo.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD