Tecnología

EE.UU. demanda a Uber por cargos extra a pasajeros discapacitados

La política de la empresa viola la ley federal de discapacidad, según la demanda.

El Departamento de Justicia pide al tribunal que bloquee la política de Uber y solicita daños y perjuicios para compensar a los pasajeros.
Por Malathi Nayak y Jackie Davalos
14 de noviembre, 2021 | 06:07 PM

Bloomberg — Uber Technologies Inc. fue demandado por el gobierno de Biden por imponer tarifas de “tiempo de espera” a pasajeros con discapacidades y por negarles supuestamente sus solicitudes de reembolso, haciéndoles sentir como ciudadanos de “segunda clase”.

Según la demanda presentada el miércoles en un tribunal federal de San Francisco, el hecho de que Uber no haga “modificaciones razonables” en su política de tarifas por tiempo de espera y garantice “tarifas equitativas” para los pasajeros con discapacidad que necesitan más tiempo para subir a los vehículos es discriminatorio en virtud de la Ley de Estadounidenses con Discapacidades.

El Departamento de Justicia pide al tribunal que bloquee la política de Uber y solicita daños y perjuicios para compensar a los pasajeros, incluso por la angustia emocional que experimentaron, así como una sanción civil.

PUBLICIDAD

“Los cargos por tiempo de espera se cobran a todos los pasajeros para compensar a los conductores después de dos minutos de espera, pero nunca fueron pensados para los pasajeros que están listos en su lugar de recogida designado, pero necesitan más tiempo para entrar al auto”, dijo el portavoz de Uber Matt Kallman en un correo electrónico. “Reconocemos que muchos pasajeros con discapacidades dependen de Uber para sus necesidades de transporte, por lo que habíamos estado en conversaciones activas con el Departamento de Justicia (DOJ por sus siglas en inglés) sobre cómo abordar cualquier preocupación o confusión antes de esta sorprendente y decepcionante demanda.”

En su demanda, el gobierno citó la experiencia de dos pasajeros discapacitados, incluida una mujer tetrapléjica de 52 años que dependía de Uber para ir y venir de su departamento en Louisville, Kentucky, a un centro de rehabilitación a unas cinco manzanas de distancia. Según la denuncia, un representante de Uber le dijo a la mujer no identificada que no se podía hacer nada cuando solicitó el reembolso de las tarifas por tiempo de espera.

“La negativa de Uber a devolverle el dinero o a cambiar su política de tarifas por tiempo de espera hizo que la pasajera A se sintiera como una ciudadana de segunda clase”, dijo el gobierno.

PUBLICIDAD

Asimismo, un hombre de 34 años con parálisis cerebral estaba “molesto y frustrado” después de ver que Uber le cobraba por su discapacidad y comenzó a rechazar las solicitudes de reembolso después de haberle concedido inicialmente algunos reembolsos, según la denuncia.

Uber dijo en su comunicado que recientemente actualizó su aplicación para eximir automáticamente de las tarifas a cualquier pasajero que certifique que es discapacitado.

El negocio de transporte compartido de Uber fue diezmado debido a que los cierres caudos por el Covid-19 mantuvieron a la gente en casa y redujeron la demanda. Desde entonces, el sector de viajes compartidos se ha recuperado drásticamente en medio de la mejora de las condiciones del Covid-19 y el aumento de las tasas de vacunación. Uber informó que las reservas aumentaron un 67% en el tercer trimestre respecto al año anterior.

Ver más: Uber reporta primer trimestre rentable tras aumento en viajes

El caso es Estados Unidos de América contra Uber Technologies, Inc. 3:21-cv-08735, Distrito Norte de California (San Francisco).

Con la asistencia de Joel Rosenblatt.

PUBLICIDAD