Cripto

Solana podría sufrir presiones por caídas del servicio y retos de sincronización

Un 69% de los analistas del panel manifestó que los problemas asociados a los cortes podrían persistir, en tanto que el 6% opina lo contrario y un 25% no está seguro

El logo de Solana en un smartphone en el barrio de Brooklyn de Nueva York, Estados Unidos, el sábado 31 de julio de 2021.
30 de julio, 2022 | 03:00 am
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bogotá — Solana, un proyecto criptográfico de código abierto cuyos orígenes se remontan a 2017, ha experimentado caídas recurrentes de energía desde septiembre del año pasado y problemas de sincronización que podrían imprimir presión en los precios.

“Las frecuentes caídas del servicio y los problemas de sincronización pueden obstaculizar su éxito”, dijo el director gerente de la firma de gestión de inversiones Digital Capital Management, Ben Ritchie, quien hace parte de un panel de especialistas tecnológicos consultados por Finder para establecer el futuro de dicha criptomoneda.

PUBLICIDAD

El panel de esta plataforma de comparación y servicio de información independiente, que está integrado por 54 especialistas en tecnología financiera y Web3, consideró que el precio de SOL cerrará el 2022 en US$45, lo que representa un retroceso del 75% frente a los valores alcanzados a principios de año.

Síguenos en las redes sociales de Bloomberg Línea Colombia: Twitter, Facebook e Instagram

PUBLICIDAD

Pese a esto, el 40% de los especialistas manifestó que este supuestamente es un buen momento para comprar SOL, frente a un 31% que consideró que es mejor mantenerla y 29% que dijo que es preferible venderla.

Entre tanto, Finder informó que un 55% de estos analistas consultados cree que “SOL es la moneda con más probabilidades de eclipsar a Binance respecto al valor total bloqueado en la cadena”.

Aunque los pronósticos sobre el futuro cercano del precio de la criptomoneda no son tan alentadores, para los próximos años hay mayor optimismo y los especialistas creen que SOL podría llegar a cotizarse en US$166 en 2025 y US$512 en diciembre de 2030.

No obstante, en el futuro de la criptomoneda también pesan otros factores como los problemas de fiabilidad de la blockchain, especialmente ante los altos volúmenes de tráfico en la red y los cortes de energía.

PUBLICIDAD

Es así que un 69% de los analistas del panel manifestó que los problemas asociados a los cortes podrían persistir, en tanto que el 6% opina lo contrario y un 25% no está seguro.

El logotipo de Solana en un smartphone.dfd

De cualquier forma, el profesor titular de la Universidad de Brighton Paul Levy cree que “ha habido comentarios favorables de la comunidad tecnológica sobre la estabilidad de solana y su eficiente rendimiento”.

PUBLICIDAD

“Esto podría apuntalarla como una apuesta segura siempre que se logre consistencia y desarrollo continuos”, dijo el académico, citado por Finder.

Desde otra orilla, el director de Operaciones de la firma de soluciones fintech CloudTech Group, Kevin He, es menos optimistas y cree que “la red de solana no es lo suficientemente estable”.

PUBLICIDAD

“No es la primera vez que observamos la caída de la red de solana este año. Más aplicaciones descentralizadas (dapps) y proyectos nuevos también serán atraídos por la base de usuarios de Ethereum y abandonarán Solana después de que Ethereum finalice su actualización”, opinó.

Una posición similar a la del director ejecutivo de la compañía de gestión de activos digitales empresariales Bitwave, Patrick White, quien a pesar de considerar que “solana es una plataforma realmente interesante”, también “es la única blockchain que sufre cortes de energía importantes con regularidad, lo que no es viable para una tecnología financiera”.

PUBLICIDAD

Solana es un proyecto de código abierto cuyos orígenes se remontan a 2017 cuando su creador, Anatoly Yakovenko, publicó un documento técnico con las bases de esta criptomoneda.

Yakovenko, que pasó por varios de los gigantes tecnológicos como Qualcomm, Mesosphere y Dropbox, se juntó con Stephen Akridge y Greg Fitzgerald, quien “lo alentó a volver a implementar el proyecto en el lenguaje de programación Rust”, según explica la empresa en su web.

PUBLICIDAD

No obstante, el lanzamiento oficial no ocurriría sino hasta marzo de 2020 y desde entonces ha registrado un crecimiento vertiginoso.

A finales del año pasado, la red de solana “estuvo desconectada durante 17 horas”, según la empresa, que aclara que a pesar de la interrupción “no se perdieron fondos” y esta “volvió a funcionar completamente en menos de 24 horas”.

“La causa del bloqueo de la red fue, en efecto, un ataque de denegación de servicio. A las 12:00 UTC, Grape Protocol lanzó su IDO en Raydium y los bots generaron transacciones que inundaron la red”, según precisó.

PUBLICIDAD