Startups

‘Preparense para lo peor’, el consejo de General Atlantic a los emprendedores

Martín Escobari, copresidente de General Atlantic recomienda a los fundadores estar atentos para aprovechar las oportunidades que surjan tras sobrevivir “el momento más oscuro de la noche”

Martín Escobari, copresidente de General Atlantic, dice que las crisis también sirven como oportunidad.
16 de agosto, 2022 | 02:30 PM

Lea esta historia en

Portugués o enInglés

Bloomberg Línea — Para Martín Escobari, copresidente de General Atlantic, los fundadores de startups deben estar atentos para aprovechar las oportunidades que surjan tras sobrevivir al “momento más oscuro de la noche”. Pero, advirtió, “aún no estamos en el momento más oscuro, pero llegará”.

En un evento organizado por Endeavor for Scale-Ups el martes (16) en São Paulo, el inversionista boliviano, que vivió en Brasil durante 20 años antes de trasladarse a Nueva York, cree que EE.UU. se dirige hacia una recesión, y que lo peor de la crisis está aún por llegar.

Para Escobari, las próximas elecciones presidenciales en Brasil, el conflicto con China y la inminente recesión en EE.UU. son tres nubes negras en el horizonte.

PUBLICIDAD

“Sin embargo, no sé si todo esto traerá una tormenta”, aceptó.

“Prepárense para lo peor”

Escobari, uno de los primeros en hablar de ajustes en Brasil a principios de año, aconseja a los emprendedores que se preparen para lo peor. “Me encanta una buena crisis”, dijo, señalando que en tales situaciones “las cartas se reordenan” y los mejores pueden destacar.

“Cuando miro mi carrera como inversionista, mis siete grandes éxitos en la historia fueron durante las crisis”, recordó.

PUBLICIDAD

La primera crisis fue el estallido de la burbuja de las puntocom en 2000. Cofundador de la empresa brasileña de comercio electrónico Submarino, Escobari había recaudado US$200 millones en aquel momento, a los que se refirió como “el equivalente a recaudar US$2.000 millones hoy”. “Si tenías dinero en efectivo, no podías salir a bolsa. Así que tenías que salir a recaudar dinero en efectivo”, recordó.

En vísperas de su OPI, Submarino tenía un valor de US$1.500 millones, según Escobari. Pero con la crisis puntocom, los inversores huyeron de la oferta pública inicial, que acabaría valorando a Submarino en US$25 millones. “Y teníamos 20 millones en efectivo”, dijo. Al final, Submarino negoció una propuesta para ser adquirida por B2W, el holding de Lojas Americanas, por US$25 millones.

“Pero el comprador [potencial] no lo quería. Dijo que la empresa muerta valía más que cuando estaba viva”, dijo Escobari.

Submarino se transformó en un negocio B2B, obtuvo ganancias en Brasil y, en dos años, el mercado cambió. La empresa terminó completando una OPI de US$250 millones y, en menos de tres años, fue vendida a B2W por US$2.000 millones.

Vacas flacas y vacas gordas

“Pero si no fuera por eso, no habríamos conseguido la rentabilidad. Nos vamos haciendo mayores, y lo que recordamos no son los días soleados”, dijo. “La única certeza es que habrán vacas flacas y vacas gordas. Siempre es un ciclo. Un líder tiene que decir que las cosas no van a ser buenas para siempre. Y el invierno no se queda para siempre, llega el verano”, dijo el experimentado inversor.

Pero en el momento de la crisis, la función principal es sobrevivir para llegar al “verano”, según Escobari. Y para ello, dice que los empresarios deben tomar decisiones difíciles, como los despidos, haciéndolo con valor, transparencia y respetando méritos.

PUBLICIDAD

“Todo el mundo lo aceptará si entiende el motivo y que no fue algo arbitrario. Una organización abraza y respeta al líder que toma las decisiones difíciles. Y en el momento más oscuro de la noche, siempre aparece una oportunidad increíble”.

Escobari dijo a Bloomberg Línea, en torno a la ventana para las OPI, que el mercado ya no verá salir a bolsa a las empresas que no son rentables, como ocurrió el año pasado.

“Hubo una fiebre, y el 90% de esas empresas que salieron a bolsa no tenían ganancias. Hay que centrarse menos en el escaparate y más en los márgenes. La ventana (de oportunidad) se resolverá por sí sola”, dijo.

General Atlantic es una de las mayores empresas de inversión tradicional del mundo, especializada en growth equity, un modelo que combina el capital de riesgo y el capital privado. Cuenta con unas 200 empresas en su cartera y US$80.000 millones en activos gestionados, según su página web.

PUBLICIDAD