Brasil en español

Recomiendan a Lula que emule plan de infraestructura de Biden si es electo

“Hay que hacer lo que está haciendo Biden (...) hay que tener un presupuesto de guerra”, dijo Guido Mantega, exministro de Hacienda de Brasil durante la administración de Lula

Guido Mantega
Por Martha Viotti Beck y Simone Preissler Iglesias
01 de febrero, 2022 | 06:17 AM

Bloomberg — Brasil necesita un gran plan de infraestructura similar al de la administración de Joe Biden para sacar a la economía de la recesión en medio de un escenario internacional cada vez más adverso, según un asesor sénior de Luiz Inácio Lula da Silva, quien lidera la carrera presidencial.

Guido Mantega, que se convirtió en ministro de Hacienda en 2006 bajo el gobierno de Lula, advirtió que un endurecimiento monetario agresivo por parte de Estados Unidos, junto con un crecimiento más lento de China, hará que la recuperación de la economía más grande de América Latina sea mucho más difícil en los próximos años. Tal combinación es potencialmente “mortal” para Brasil, dijo.

Como ministro, Mantega patrocinó una serie de políticas fiscales anticíclicas para apuntalar la economía de Brasil mientras el mundo sufría el impacto de la crisis financiera global. Ahora, mira a EE.UU. e Italia como ejemplos de cómo la inversión pública debe volver a ser el motor del crecimiento.

PUBLICIDAD

“El sector privado no puede encontrar una salida a la crisis”, dijo en una entrevista en video desde São Paulo, y agregó que es uno de los varios economistas que debaten ideas económicas con Lula. “Hay que hacer lo que está haciendo Biden, lo que está haciendo Mario Draghi en Italia. Cuando se está en guerra, hay que tener un presupuesto de guerra”.

La lucha contra la pobreza, agregó, requeriría una acción aún más drástica por parte del gobierno, ya que la inversión toma tiempo para tener un impacto en el bienestar de la población.

Impulsar la inversión pública marcaría un alejamiento de las políticas liberales que el ministro de Economía, Paulo Guedes, ha buscado implementar durante la Administración de Jair Bolsonaro. Mientras Brasil presume de sus mejores números fiscales en años bajo Guedes, el país todavía se está recuperando de los efectos de la pandemia de coronavirus. La economía ha vuelto a caer en recesión y la inflación está por encima del 10%. El mercado laboral sumó 2,7 millones de puestos formales en 2021, pero perdió 265.811 de ellos en diciembre.

PUBLICIDAD

Muchas Alianzas

Mantega dijo que Lula, si es elegido en octubre como estiman las encuestas iniciales, no impondría un programa económico liderado únicamente por su izquierdista Partido de los Trabajadores, cuya imagen se vio empañada por una serie de escándalos políticos durante sus 13 años en el poder.

“Lula va a tener muchas alianzas políticas, no se puede gobernar solo”, dijo Mantega. “Después de que se confirme el grupo de partidos, se comenzará a discutir un programa que tiene que ser aceptado por todos, no puede ser un programa impuesto por el Partido de los Trabajadores”.

Mantega, el ministro de Hacienda de Brasil con más años de servicio, reconoció algunos “errores” en la política económica durante la presidencia de Dilma Rousseff, incluso cuando él era su titular de Hacienda. Citó como ejemplo la intervención del gobierno en el sector eléctrico para bajar los precios de la electricidad en 2012.

“Eso no funcionó. Las acciones de Eletrobras cayeron y había muchos inversionistas en Eletrobras. De hecho, creo que cometimos un error allí”, dijo.

También dijo que no formaría parte del gabinete económico de Lula en una posible nueva administración.

“No tengo la intención de volver”, dijo. “La economía tiene ciclos. Me quedé en el gobierno durante 12 años seguidos. Ya di mi parte”.

PUBLICIDAD

Le puede interesar:

Analistas vuelven a elevar estimación de inflación de Brasil para 2022

Brasil, México y otros países “populistas” manejaron mal la pandemia: estudio

PUBLICIDAD

El clima extremo en Brasil está inundando minas y secando cultivos

Este artículo fue traducido por Estefanía Salinas Concha

PUBLICIDAD