Cripto

La empresaria punk detrás del Bitcoin Embassy Bar en Ciudad de México

Lorena Ortiz busca difundir la cultura cripto e impulsar el uso de la moneda digital con una misión especial: la inclusión de las mujeres en el ecosistema

Lorena Ortiz, socia fundadora y directora de Bitcoin Embassy Bar
01 de abril, 2022 | 10:25 AM

Bloomberg Línea — La música, el ahorro y un viaje a Japón la llevaron a conocer y conectar con bitcoin (XBN). Ahora difunde la cultura cripto e impulsa el uso de la moneda digital desde un restaurante-bar con un personal conformado en su mayoría por mujeres en Ciudad de México.

“Para mí, bitcoin se ha convertido en una forma de vida. Mi vida ya es 100% bitcoin”, dice a Bloomberg Línea Lorena Ortiz, la mente y socia fundadora detrás del Bitcoin Embassy Bar, un espacio que abre sus puertas a la comunidad bitcoiner y a toda persona que quiera acercarse al mundo cripto con un eje particular: la inclusión de las mujeres en el ecosistema.

Ortiz lleva un collar con el símbolo ฿ (bitcoin) que también se encuentra pintado en sus uñas y detrás de ella hay un librero con diversas publicaciones que aluden a la criptomoneda. La apasionada por esta tecnología se dice psicóloga social de profesión y punk-metalera de corazón. “Antes de que me vieras como me ves en este momento andaba super punk, mi cabeza rapada, estaba muy cercana a la comunidad metalera y de punk en Ciudad de México porque iba muy apegada a la ideología que tenía desde la adolescencia”.

PUBLICIDAD

En 2017, la empresaria conoció a quien actualmente es su socio David Noriega, bitcoiner de larga trayectoria, quien introdujo los primeros cajeros de bitcoin en la capital mexicana.

La visión ideológica en torno al bitcoin fue lo que “enganchó” a la “rebelde” de Ortiz a finales de ese año.

“La cuestión de estar en contra del sistema económico y tener una completa libertad sobre tus finanzas, trasladarte de un lugar a otro y hacer transacciones a través del mundo sin pedir permiso a nadie para usar tu dinero. Me pareció una idea muy revolucionaria que iba a cambiar las cosas”.

La bitcoiner considera que las personas que se vuelven partidarias de cripto es porque “no estábamos conformes con la realidad en la que vivíamos y el dinero que manejamos. Tal vez no lo entendíamos del todo, yo por ejemplo no entendía bien el tema de la inflación -ríe- simplemente veía que me salía más caro el super cada mes. Sabíamos que algo no estaba funcionando y esto nos impulsó a buscar una solución o una respuesta”.

PUBLICIDAD

Bitcoin Embassy Bar: conocimiento para todos

La emprendedora, quien años antes había tenido la experiencia de operar una cafetería, hizo eco de la idea de Noriega sobre abrir el que hoy es el Bitcoin Embassy Bar e inmediatamente se convirtió en la persona que tomó “la batuta” del lugar.

Embassy Bar, primero en su tipo en México, es ese sitio con muros de ladrillo aparente donde tendrás un descuento si pagas tu cerveza con bitcoin mientras conversas y aprendes sobre la blockchain y las cripto en un espacio salpicado por arte basado en tokens no fungibles (NFT) con obras, por ejemplo, del artista Carlos Marcial. “Surge con esas ganas de acercar esta tecnología y nueva forma de finanzas personales y de organización social” tanto a la comunidad ya existente como a las personas que tienen “un poco de miedo o no saben a dónde acudir” para aprender.

Ubicado en el popular barrio céntrico Roma, abrió sus puertas en 2018 con un área de restaurante-bar, un cajero bitcoin para intercambiar dinero por la criptodivisa o viceversa y una parte dedicada a talleres, encuentros y conferencias.

Bitcoin Embassy Bardfd

En México existen ya más de 100 negocios que aceptan criptomonedas como forma de pago, de acuerdo con el mapa elaborado por el sitio especializado CoinMapp.

Las cripto ganan terreno entre los millennials y los consumidores en general muestran cada vez más interés en gastar estos activos para compras diarias, de acuerdo con el Índice de Nuevos Pagos de Mastercard 2021. Casi 4 de cada 10 personas (37%) de América Latina y el Caribe dijeron que planeaban usar criptomonedas para este año, mientras al 79% de los millennials les interesaba aprender más sobre ellas, y el 76% afirmó que las utilizarían más si las entendieran mejor.

Desde este innovador establecimiento, Ortiz busca combatir la ignorancia y el desconocimiento que califica como los principales riesgos del ecosistema. “Hay muchas empresas que se dedican a estafar y engañar” hablando sobre estatus millonarios, “por eso existe Bitcoin Embassy Bar” para que las personas derriben las limitantes básicas y puedan interesarse sin miedo.

PUBLICIDAD

¿Cómo describes a la comunidad de los entusiastas del bitcoin en el país? “Así como México es muy diverso y rico en muchos aspectos, así también está constituida la comunidad. Probablemente es más diversa de lo que vemos en otros países porque al ser Latinoamérica y estar sujetos a ciertas cuestiones económicas que golpean todos los días nuestro desarrollo financiero, nos vemos en la necesidad de buscar alternativas para proteger lo que tanto trabajo nos ha costado tener”.

Al abordar el hecho de que bitcoin no es una moneda de curso legal en México, Ortiz afirma que “de hecho, el bitcoin se creó con esa idea y de ser simplemente una moneda que por consenso de la mayoría se convierte en dinero como sucedía antes de la creación del dinero fiat”.

Bitcoin cuestiona y desafía el pensamiento de que el gobierno y el Estado determinan lo que es o no es dinero y su imposición. Sin embargo -dice- “hay países que están viendo con buenos ojos la legalización como en El Salvador con un modelo voluntarista, pero al final, bitcoin va a seguir existiendo y lo vamos a seguir utilizando, les parezca o no a los gobiernos”.

PUBLICIDAD

Libertad e inclusión de mujeres en cripto

Para Ortiz, hablar del mundo cripto es “hablar de la libertad que se nos ha restringido y de quitarle cierto poder al Estado”, aunque señala que “tampoco tenemos la consciencia de lo que conlleva esta libertad porque estamos muy acostumbrados a que los sistemas paternalistas nos cuiden y se hagan cargo de nuestras finanzas y pensiones. La libertad conlleva una responsabilidad, pero para mí es mucho más valioso que sacrificarla a cambio de ciertas seguridades de terceros”.

La psicóloga quiere que esta libertad llegue a todas las personas y así, la misión especial del bar es la inclusión de las mujeres en este mundo como una nueva oportunidad para esta población.

PUBLICIDAD

“Lo que estamos observando hoy es solo el principio, entonces si nosotras como mujeres nos sumamos desde ya, podemos lograr equilibrar esa balanza desigual que hemos visto en cuestión tecnológica o financiera”.

Nancy Chávez, gerente de Bitcoin Embassy Bar, durante una charla.dfd

La bitcoiner menciona que las cripto pueden ser una ventana para aquellas que se ven atravesadas por violencias intrafamiliares y económicas. “Muchas veces no son capaces de salir de esas situaciones porque no tienen los recursos para poder escapar del agresor”.

Como se trata de finanzas descentralizadas, bitcoin puede tenerse en cualquier dispositivo que el agresor no pueda revisar, y así es posible comenzar a crear un pequeño ahorro que permita escapar de esa circunstancia.

Además, “las mujeres no tienen que depender de la legislación de su país como en el caso de Medio Oriente, donde no pueden acceder a servicios sin el consentimiento del esposo”.

PUBLICIDAD

Un encuentro entre las cripto y el feminismo para Ortiz es “el hecho de apoyar e impulsar a mujeres que están entrando en el espacio, liderar proyectos con mujeres y hacer mancuerna para que más y más participen.

“Cada año tenemos un evento que se llama Bitcoin de Mujer a Mujer, esta fue la cuarta edición y el 70% de los asistentes fueron mujeres. Una grata sorpresa porque el primer año del evento no excluyente solo estuvimos las ponentes y yo”, comparte. Ortiz planea ahora crear una especie de reunión-café que sea 100% femenina.

Bitcoin Embassy Bar.dfd

Evitar nuevos rezagos

En opinión de la emprendedora, México y Latinoamérica tendrían que trazar un plan para abrazar esta tecnología como una normalidad, o al menos una alternativa, para no quedarse atrás respecto de otras regiones del mundo.

PUBLICIDAD

“Tristemente la región siempre se ha visto rezagada en cuestiones económicas y si está existiendo un cambio mundial y se está tomando ventaja de ello, si Latinoamérica dice no, entonces otra vez va a haber un rezago”, destaca.

Reitera que “la necesidad ha sido un impulsor, por ejemplo en Argentina se encuentra una de las comunidades más grandes porque justamente la inestabilidad de su moneda ha impulsado a los ciudadanos a buscar”.

“Si el Gobierno se pone en un papel completamente restrictivo, lo que está haciendo es cerrar la puerta a una posible solución a la propia problemática en la que se metieron”.

¿Todo este entorno te hace pensar en alguna película de ciencia ficción? Me agarras en curva totalmente -ríe- Bueno, pienso mucho en pelis como Mad Max, posapocalípticas y anarquistas, donde el sistema simplemente colapsó porque ya no pudo restablecerse un orden.

“Me da un poco de miedo la transición si es que las cosas se transforman realmente con bitcoin, porque las transformaciones siempre conllevan algo de dolor y por eso quiero que más gente lo entienda para que sea un poco más sencillo”.

“No me refiero a que así sea el futuro que quiero, al contrario, creo que bitcoin da una herramienta para que no nos hundamos con el colapso de la economía y los gobiernos, que de hecho lo estamos viviendo con las tasas de interés y la inflación, están entre la espada y la pared sin saber qué hacer en una situación que ellos mismos se pusieron”, expresa.

Me siento -dice- como el meme del perrito con la tasa de café, todo ardiendo alrededor y diciendo it’s fine.

PUBLICIDAD