Mercados

Bonos de mexicana Braskem Idesa pasan de rezagados a liderar en mercados emergentes

Los bonos en dólares de la empresa petroquímica con vencimiento en 2032 ofrecieron a los inversores una rentabilidad del 15,4% el mes pasado

Stefan Lepecki, CEO de Braskem Idesa, durante una cumbre económica en Ciudad de México, México, el jueves 6 de septiembre de 2018.
Por Maria Elena Vizcaino
09 de agosto, 2022 | 04:17 PM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — Los bonos de la empresa petroquímica mexicana Braskem Idesa SAPI encabezaron las caídas del mercado en la liquidación de crédito de junio y ahora lideran la recuperación, impulsada por los cazadores de ofertas.

Los bonos de la compañía, denominados en dólares y con vencimiento en 2032, ofrecieron a los inversores una rentabilidad del 15,4% el mes pasado, la tercera mayor entre los bonos corporativos en dólares en México, según datos recopilados por Bloomberg. El rendimiento promedio fue del 2%. Los bonos de la empresa con vencimiento en 2029 ganaron un 10,1%.

En las últimas semanas, los bonos de Braskem Idesa se han estado beneficiando de un mayor apetito por activos de riesgo, a medida que disminuyen los temores de una recesión en los Estados Unidos. Sin embargo, lo que los hace destacar es la sensación entre muchos administradores de dinero de que habían caído demasiado. Los instrumentos de la firma que vencen en 2032 se desplomaron casi un 20% desde junio hasta mediados de julio, para negociarse a tan solo 70 centavos por dólar.

PUBLICIDAD

“El nombre se había vuelto demasiado barato”, dijo Ray Zucaro, inversionista de RVX Asset Management en Miami. “Francamente, hay muchos nombres de mercados emergentes que se han visto fuertemente golpeados, y alguien vio la diferencia entre ellos y Braskem, y decidió que se había vuelto demasiado grande”.

Las notas de Braskem-Idesa han registrado una recuperación desde mediados de juliodfd

La liquidación de junio no fue el primer golpe a la deuda de la compañía petroquímica. A principios de 2021, los bonos de Braskem Idesa cayeron después de que perdió una batalla con el gobierno mexicano y ya no pudo comprar etano barato de la petrolera estatal Pemex, la cual acordó luego reanudar los suministros, pero a un precio más alto.

“Ya se modificó el convenio con Pemex y el panorama es favorable”, escribió a mediados de junio Stefan Styk, analista de investigación de Bank of America, en una nota a clientes publicada en junio donde recomendaba una posición sobreponderada en los bonos de la compañía. “El riesgo político es menor con la firma de un nuevo acuerdo de suministro de etano”.

PUBLICIDAD

La firma mexicana, que es una sociedad entre la brasileña Braskem SA y la mexicana Grupo Idesa SA de CV, produce polietileno en una sola planta en el estado de Veracruz, en el sureste de México. La compañía planea invertir US$150 millones para incrementar la producción en la planta Etileno XXI en un 20% para 2025. Los bonos al 2032 han subido 15 centavos a 85 centavos por dólar en las últimas tres semanas.

Braskem (la empresa matriz con sede en São Paulo y que tiene una capitalización de mercado de alrededor de US$5.700 millones) presentará su reporte de ganancias el miércoles, que debería mostrar mayores ingresos en comparación con el trimestre anterior, según los estrategas de Morgan Stanley. Además, otras empresas petroquímicas de la región, como Alpek SAB de CV y Orbia Advance Corporation SAB de CV han publicado resultados mejores de lo esperado.

Los tenedores de bonos de la filial mexicana deberían ver eso como algo positivo, dado que Braskem podría ofrecer apoyo en episodios de estrés financiero, dijo Édgar Cruz, estratega de BBVA en Ciudad de México.

“Con precios del petróleo más altos y buenos márgenes para producir etileno, sus resultados deberían ser buenos”, señaló. “En un entorno de riesgo, este tipo de empresa debería beneficiarse”.

Con la asistencia de Vinicius Andrade.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD