Actualidad

Guacamole tiene días contados en restaurantes de EE.UU. por escasez de aguacates

Los pequeños restaurantes son los más afectados por las turbulencias de la cadena de suministro

guacamole
Por Leslie Patton y Allison Smith
18 de febrero, 2022 | 04:45 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — Los aguacates se agotarán pronto en los restaurantes más pequeños de EE.UU. que no tienen el poder de compra de Chipotle Mexican Grill Inc.(CMG).

Por ejemplo, los restaurantes de temática mexicana de Salsarita no podrán hacer más guacamole en aproximadamente una semana,10 días tal vez si pueden estirarlo. La cadena de 75 locales no es optimista en cuanto a la obtención de más suministros de aguacate durante un tiempo en medio de una suspensión de las importaciones de México, que representa el 80% del suministro de Estados Unidos. Así que el inventario es el que es, según el director ejecutivo Phil Friedman.

“Usaremos lo que tenemos. No voy a buscar ningún tipo de alternativa, simplemente vamos a anunciar a nuestros clientes que el guacamole no está disponible hasta nuevo aviso”, dijo en una entrevista.

PUBLICIDAD

La crisis del aguacate es sólo la más reciente interrupción en la cadena de suministro de alimentos afectada por la pandemia, con escasez de mano de obra y problemas de transporte y logística. Es parte de lo que está detrás del mayor ritmo de inflación para los consumidores en cuatro décadas.

Los pequeños restaurantes son los más afectados por las turbulencias de la cadena de suministro. Los negocios como Salsarita no pueden negociar descuentos en los pedidos grandes y no siempre tienen reservas de efectivo para pagar primas cuando la competencia por un producto se calienta. Los costos son “horrendos”, dijo Friedman, señalando que, además de los aguacates, los vasos son difíciles de conseguir actualmente.

“Todo lo que hemos pasado, cada semana es un cambio constante con la cadena de suministro”, dijo.

PUBLICIDAD

Incluso Chipotle, que recientemente abrió su local número 3.000, dijo que sólo tiene “varias semanas” de suministro de aguacates, y que podría traer de otras regiones como Perú.

“Nuestra cadena de suministro está trabajando en todos los ángulos, se lo aseguro”, dijo en una entrevista el director de restaurantes Scott Boatwright.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos detuvo las importaciones de aguacate de Michoacán, un estado costero al oeste de Ciudad de México, el 11 de febrero después de que un inspector recibiera una llamada amenazante. Mientras tanto, los precios del aguacate se han disparado: los precios mexicanos casi triplican los de hace un año, según datos del gobierno mexicano.

Algunos negocios están buscando fuentes alternativas de aguacate. La semana después del Super Bowl suele ser lenta, pero J.R. Simplot Co. ha visto un aumento del 20% en el interés de los clientes de servicios de alimentos por sus productos de guacamole congelados y preenvasados, que tienen una vida útil más larga que los aguacates frescos, dijo el portavoz de la compañía Josh Jordan.

El restaurante de inspiración mexicana El Barrio, de Birmingham (Alabama), suele pagar entre US$30 y US$40 por una caja de 48 aguacates, dijo el copropietario y chef Neville Baay. Ahora, el precio ha subido a US$65. Si el precio se eleva lo suficiente, es posible que tengan que retirarlo del menú, aunque el guacamole es uno de los productos más vendidos.

“Los Chipotles y Taco Bells del mundo pueden seguir la corriente”, dice Baay. “Nosotros tenemos que aguantar y esperar que la situación no se ponga demasiado mal”.

PUBLICIDAD

Le puede interesar:

La disputa entre México y EE.UU. por los aguacates ya está generando escasez

México busca reforzar procesos para reactivar exportación de aguacate a EE.UU.

PUBLICIDAD

EE.UU. revisa irregularidades en plan para exportación de aguacate mexicano

Este artículo fue traducido por Andrea González

PUBLICIDAD