PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Europa

UE abandona plan que impide a buques petroleros transportar crudo ruso

No obstante, la importante prohibición de los seguros de los buques sigue sobre la mesa y dificultaría a Rusia exportar su petróleo

El portacontenedores de gas natural licuado (GNL) de CMA CGM SA amarrado con carga en el puerto de Le Havre en Le Havre, Francia, el jueves 21 de enero de 2021.  Fotógrafo: Nathan Laine/Bloomberg
Por Nikos Chrysoloras, Alberto Nardelli y Ewa Krukowska
09 de mayo, 2022 | 01:39 pm
Tiempo de lectura: 5 minutos

Bloomberg — La Unión Europea (UE) está dispuesta a suavizar su paquete de sanciones a las exportaciones de petróleo ruso después de un fin de semana de disputas, aunque pretende mantener una disposición clave sobre el transporte marítimo que dificultará la capacidad de Moscú para exportar su crudo.

El bloque abandonará la propuesta de prohibir a los buques de propiedad europea transportar petróleo ruso a terceros países, según documentos a los que tuvo acceso Bloomberg y personas familiarizadas con el asunto. Sin embargo, la prohibición de los seguros sigue en pie y sería un obstáculo importante para las exportaciones.

PUBLICIDAD

Grecia, cuya economía depende en gran medida del transporte marítimo, fue uno de los Estados miembros que presionó para que se eliminara la disposición sobre la exportación a terceros países del sexto paquete de sanciones de la UE por la invasión rusa de Ucrania, dijeron las fuentes citadas. La falta de una posición única entre las naciones del Grupo de los Siete (G-7) fue fundamental para que se retirara la propuesta.

La medida habría afectado aún más las exportaciones de Moscú, una fuente vital de divisas, especialmente porque los griegos poseen más de una cuarta parte de los barcos petroleros del mundo por capacidad.

PUBLICIDAD
Propiedad de la flota de petroleros por nacionalidaddfd

Sin embargo, si se aprueban, las propuestas actuales complicarán considerablemente la vida a Moscú. La prohibición de contratar un seguro afectaría a la gran mayoría de la flota mundial de petroleros que pretendan transportar barriles rusos.

Las compañías de buques cisterna aseguran sus barcos colectivamente contra los riesgos, incluidos los derrames de petróleo. A través de una organización global llamada International Group of P&I Clubs de Londres, los propietarios de los buques compran colectivamente la cobertura de 80 reaseguradoras, incluidos más de 20 de los 25 mayores proveedores del mundo.

Por ello, una prohibición de los seguros haría prácticamente imposible obtener dicha cobertura, dado el gran número de reaseguradoras europeas, según un alto suscriptor principal directamente implicado en el negocio.

Los miembros de The International Group cubren el 95% de la flota de buques petroleros contra derrames y otras responsabilidades marítimas. Si dejaran de hacerlo, obligarían a Moscú o a sus compradores a buscar acuerdos alternativos en un momento en que Rusia enfrenta fuertes sanciones.

PUBLICIDAD

Los países de la UE siguen debatiendo el sexto paquete, y los diplomáticos intentan superar las objeciones de Hungría a una propuesta de prohibición del petróleo ruso. Ellos no pudieron llegar a un acuerdo durante el fin de semana.

En su propuesta inicial, la UE había previsto prohibir el transporte, incluso mediante transferencias de barco a barco, a terceros países de petróleo crudo y productos derivados procedentes de Rusia o exportados desde este país. Esta medida se ha descartado.

PUBLICIDAD

El brazo ejecutivo de la UE también propone prohibir a las empresas europeas la prestación de servicios, incluidos los seguros, necesarios para el transporte de petróleo ruso a cualquier parte del mundo. Se espera que esta disposición se mantenga, a pesar de las reticencias de algunos Estados miembros, según las personas citadas. Las discusiones están en curso y las medidas podrían cambiar cuando sean aprobadas por los 27 países.

Rusia depende en gran medida de los flujos de crudo por vía marítimadfd

Según las propuestas actuales, la prohibición eximirá totalmente a las mercancías que no sean originarias de Rusia, aunque transiten por el país. Esto dejaría libre el petróleo procedente de Kazajistán o de otros terceros países.

PUBLICIDAD

La propuesta de la UE pretende prohibir las importaciones de petróleo al bloque durante los próximos seis meses y de combustibles refinados a principios de enero.

A las empresas europeas se les prohibiría proporcionar “asistencia técnica, servicios de intermediación, financiamiento o asistencia financiera o cualquier otro servicio relacionado con esas prohibiciones”.

PUBLICIDAD

Cuello de botella en transporte marítimo

La UE había ofrecido a Hungría y Eslovaquia hasta fines de 2024 para cumplir las medidas y a la República Checa hasta junio del mismo año, ya que dependen en gran medida del crudo ruso. Bulgaria también buscaba un período de transición similar, dijeron las personas.

La UE esperaba llegar a un acuerdo el domingo para alinearse con el anuncio del G-7 para eliminar gradualmente el petróleo ruso, antes del desfile del Día de la Victoria en Moscú, que el lunes conmemoró la derrota de la Alemania nazi por parte de la Unión Soviética en la Segunda Guerra Mundial.

PUBLICIDAD

Las personas dijeron que la postura de Hungría no era política y que Budapest buscaba garantías técnicas que garantizaran su seguridad energética dada su dependencia de los suministros rusos. El primer ministro húngaro, Victor Orbán, ha dicho que su país necesita más tiempo e inversiones para realizar la transición. Los diplomáticos siguen confiando en que se pueda alcanzar un acuerdo en los próximos días.

Una de las personas dijo que, además de la importancia de los suministros de Kazajistán, las garantías sobre las inversiones necesarias para financiar la transición fuera de Rusia también son fundamentales en la discusión, incluso para la infraestructura en Croacia.

Las actuales discusiones sobre el petróleo han hecho que el resto de las medidas que la UE ha propuesto como parte de su sexto paquete de sanciones también estén en el limbo. Otras medidas incluyen la exclusión de más bancos rusos del sistema internacional de pagos SWIFT, incluido el mayor prestamista ruso, Sberbank; restringir a las entidades e individuos rusos la compra de propiedades en la UE; y la prohibición de prestar servicios de consultoría a empresas rusas.

En la ronda, todo el abanico de medidas propuestas actualmente seguirá restringiendo probablemente las ventas rusas de crudo y combustibles.

“Habrá que dedicar todo un segmento del mercado marítimo a este comercio. Hay muchas palabras para ello, pero está claro que no es la corriente principal”, dijo el domingo Mike Muller, jefe de Asia en Vitol Group, el mayor comerciante independiente de petróleo del mundo, en un podcast producido por Gulf Intelligence, con sede en Dubái. “El petróleo se negociará con descuento y los barcos con prima, porque el propietario de buques que se dedique a este negocio puede encontrarse con que sus unidades no son aceptadas por nadie durante algún tiempo”.

Con la asistencia de Zoltán Simon, Alaric Nightingale, Paul Wallace y Julian Lee.

PUBLICIDAD