Actualidad

Premio Nobel ruso subasta su medalla para ayudar ucranianos

La puja, que concluye el lunes a las 7 de la tarde, hora del este, ya ha alcanzado los US$550.000

Un hombre permanece en el interior de una escuela dañada en la ciudad de Zhytomyr, en el norte de Ucrania, el 23 de marzo de 2022.
Por Rosalind Mathieson
20 de junio, 2022 | 05:12 PM
Tiempo de lectura: 1 minuto

Bloomberg — El periodista ruso galardonado con el Premio Nobel de la Paz por defender la libertad de expresión en 2021 subastará su medalla para recaudar fondos para los ucranianos convertidos en refugiados tras la invasión del presidente Vladimir Putin.

Dmitry Muratov, redactor jefe de Novaya Gazeta, recibió el Nobel junto con la periodista filipina Maria Ressa el año pasado por su “valiente lucha por la libertad de expresión”.

Muratov el dinero de su premio, unos US$500.000, a una organización benéfica, y suspendió la publicación del periódico en marzo, después de que Rusia aprobara una legislación que restringía la información sobre la guerra, o lo que el Kremlin llama su “operación militar especial”.

PUBLICIDAD

La venta de su medalla del Nobel “tiene que convertirse en un ejemplo a seguir para que la gente subaste sus posesiones valiosas para ayudar a los refugiados ucranianos”, dijo Muratov en un vídeo publicado por la casa de subastas de Nueva York, Heritage Auctions, que organiza el evento.

La puja, que concluye el lunes a las 7 de la tarde, hora del este, ya ha alcanzado los US$550.000 y la recaudación se destinará a UNICEF para ayudar a los niños ucranianos desplazados por la guerra, según su sitio web.

El personal de Novaya Gazeta apoyó plenamente la decisión, al igual que el Comité del Nobel, dijo Muratov. Muratov fue cofundador del periódico de investigación en 1993, con el apoyo del antiguo líder soviético Mijail Gorbachov. Cuatro de sus periodistas, así como un abogado y un activista de derechos que trabajaban con ellos en las investigaciones, han sido asesinados a lo largo de los años.

PUBLICIDAD

En abril, Muratov declaró que un asaltante lo atacó arrojándole pintura roja cuando estaba en un tren desde Moscú.

Este artículo fue traducido por Estefanía Salinas Concha.

PUBLICIDAD