Convocatoria a elecciones de Macron lleva a los mercados franceses a su peor semana en años

La incertidumbre en los inversionistas crece ante la perspectiva de que el partido centrista y proempresarial de Macron pierda más terreno en el Parlamento

El desplome de los mercados pone a Francia en riesgo de perder su corona como el mayor mercado de renta variable de Europa.
Por Alice Gledhill - Sagarika Jaisinghani
14 de junio, 2024 | 10:04 AM

Bloomberg — Los inversionistas rechazaron rápidamente la convocatoria de elecciones anticipadas del presidente francés Emmanuel Macron, ya que encendió las advertencias de un mayor deterioro de las finanzas de la nación e incluso los temores de una nueva crisis del euro.

Los bonos del Estado estuvieron en el centro de la derrota, con la prima que los inversores exigen por poseer OAT a 10 años frente a los bunds alemanes (bonos del Estado) dirigiéndose hacia el mayor salto semanal registrado. El desplome eliminó unos US$200.000 millones del valor de las acciones francesas, y los bancos Société Générale SA, BNP Paribas SA y Crédit Agricole SA -todos ellos grandes tenedores de deuda pública- perdieron más de un 12% cada uno.

El índice CAC 40 ha bajado un 6,2% en la semana, cediendo su ganancia del año y encaminándose a su mayor caída semanal desde marzo de 2022. El desplome pone a Francia en riesgo de perder su corona como mayor mercado de renta variable de Europa. El euro es la divisa principal que peor se ha comportado esta semana frente al dólar.

El diferencial con Alemania, en su peor semana histórica

Los inversionistas retroceden ante la perspectiva de que el partido centrista y proempresarial Renacimiento de Macron pierda más terreno en el Parlamento en la votación a dos vueltas, el 30 de junio y el 7 de julio, lo que podría dar lugar a que el presidente nombrara a un primer ministro del partido de extrema derecha Rally Nacional de Marine Le Pen o de una coalición de izquierdas. Macron ha dicho que no dimitirá independientemente del resultado de las elecciones.

PUBLICIDAD

Los precios de las acciones volvieron a bajar el viernes después de que los partidos de la izquierda acordaran presentar un frente unido en las elecciones. Prometieron deshacer la mayor parte de los siete años de reformas económicas de Macron y rechazarían el pacto fiscal de la Unión Europea que regula la deuda y el déficit.

Lea más: Elecciones anticipadas en Francia sacuden la confianza de los inversores en la economía del país

Un avance de la extrema derecha o de la izquierda supondría un mayor gasto público en un momento en el que Francia ya está fracasando a la hora de contener su déficit presupuestario, al tiempo que pondría en tela de juicio el grado de compromiso del país con el acercamiento a la UE.

PUBLICIDAD

"La jugada electoral tira hacia delante y cristaliza un conjunto tóxico de riesgos que amenaza con una fase prolongada de disfuncionalidad en la UE y a la cola podría amenazar con una nueva crisis del euro", dijo Krishna Guha, vicepresidente de Evercore ISI. "Es difícil exagerar la importancia que tiene para los mercados y el funcionamiento de la UE que Francia siga siendo vista como un país "central" con un gobierno suficientemente dominante".

¿Qué dicen los estrategas de Bloomberg?

“La deuda pública francesa se encamina a su peor semana en unos 13 años, pero lo peor está por llegar, ya que los diferenciales de rendimiento se amplían aún más y arrojan un manto de pesimismo sobre el euro y los títulos de deuda periféricos”, dice Ven Ram, estratega de Bloomberg.

Bonos soberanos

Los bonos franceses se vendieron con fuerza en los días posteriores a que Macron anunciara la elección el domingo por la noche, con un rendimiento inferior al del resto de la deuda pública europea. Inversores como Colin Finlayson, cogestor del Aegon Strategic Bond Fund, apostaron contra Francia vendiendo futuros a 10 años frente a Alemania.

“Hay muchas posibilidades de que las encuestas de opinión y posiblemente la primera ronda de votaciones vean un sorprendente nivel de apoyo a la extrema derecha”, dijo en una entrevista. Apuntó a un “riesgo asimétrico” con el diferencial potencialmente moviéndose otros 30 puntos básicos más o menos “si las cosas empeoran mucho”, añadió Ram.

Vea además: Emmanuel Macron niega posible renuncia “sea cual sea el resultado” de las elecciones

El contagio se extendió a Italia y España ante la preocupación por las consecuencias de la tensión sobre las finanzas públicas. La prima de rendimiento a 10 años de los bonos italianos sobre los alemanes alcanzó el viernes su nivel más alto en cuatro meses.

Aunque los precios en los mercados de bonos no muestran signos de pánico, la unidad de la izquierda no augura nada bueno para los centristas, según Uwe Maderer, responsable de renta fija de LBBW Asset Management.

PUBLICIDAD

"La apuesta de Macron por unas nuevas elecciones puede salir mal después de que los partidos de izquierda acordaran unirse, lo que socavaría fuertemente la alianza centrista de Macron", dijo por teléfono. "Pueden quedar casi aniquilados en las elecciones en el peor de los casos".

Acciones

El desplome del índice de referencia CAC 40 fue el mayor de la semana, con los 40 valores del índice a la baja. Además de los bancos, entre los mayores bajistas del mercado más amplio se encontraban los operadores de autopistas de peaje Vinci SA y Eiffage SA, ante la preocupación de que las autopistas pudieran ser renacionalizadas si el partido de Macron pierde el poder.

El Stoxx 600 registra el mayor retroceso desde las turbulencias bancarias de 2023

El bajo rendimiento del CAC supone un gran cambio con respecto a la tendencia reciente. El índice cerró en un récord en mayo, pero se ha visto lastrado por la debilidad de las gigantescas empresas de lujo francesas - LVMH, Hermes International SCA y Kering SA - a medida que los consumidores chinos frenan el gasto.

En Italia, el índice FTSE MIB ha caído más de un 5%, camino de su peor semana desde marzo de 2023. La caída semanal del índice IBEX español es también la mayor desde marzo de 2023.

PUBLICIDAD

Divisas

Las opciones sufren la revalorización más brusca desde marzo de 2023

El euro ha caído hasta US$1,07, su mínimo en seis semanas, mientras que los indicadores de volatilidad para el próximo mes se han disparado, lo que sugiere que los operadores ven un riesgo de negociación errática en vísperas de la votación. El ministro francés de Economía, Bruno Le Maire, advirtió de que la llegada al poder de una nueva coalición de izquierdas en Francia conduciría a la salida del país de la Unión Europea.

“Va a ser un mes largo para el euro”, dijo Chris Turner, jefe de estrategia de divisas de ING Bank NV, que ve a la divisa dirigirse hacia los US$1,06 la próxima semana.

Lea más en Bloomberg.com