Mercados

Bill Ackman pierde más de US$430 millones en su apuesta por Netflix en tres meses

El multimillonario inversor se convirtió en uno de los 20 mayores tenedores de Netflix este año al comprar cuando las acciones ya habían comenzado a caer

Bill Ackman, director ejecutivo de Pershing Square Capital Management LP, habla durante una entrevista de Bloomberg Television en Nueva York, Estados Unidos, el miércoles 1 de noviembre de 2017.
Por Scott Deveau y Christopher Palmeri
20 de abril, 2022 | 09:09 PM

Bill Ackman se deshizo de su participación en Netflix Inc. tras perder más de US$430 millones en su inversión en menos de tres meses.

Pershing Square Capital Management, de Ackman, dijo el miércoles que había vendido sus participaciones en Netflix después de que el pionero de la televisión en streaming informara de una inesperada caída de suscriptores en el primer trimestre y proyectara un descenso aún más pronunciado en el actual. Las acciones de Netflix se desplomaron un 35% hasta los 226,19 dólares al cierre en Nueva York, convirtiéndose en el peor valor del S&P 500 este año.

Ackman se convirtió en uno de los 20 mayores tenedores de Netflix este año, comprando después de que las acciones ya habían comenzado a caer por las preocupaciones sobre su base de suscriptores.

PUBLICIDAD

Basándose en el precio antes de que Ackman revelara su participación el 26 de enero, su fondo perdió unos US$435 millones en su posición de más de 3,1 millones de acciones. Sus participaciones en la empresa habrían valido unos US$700 millones al cierre del miércoles.

Un representante de Pershing Square se negó a comentar la magnitud de la pérdida.

Pico de Netflix

Las acciones de Netflix subieron a medida que la pandemia de coronavirus se afianzaba y alcanzaron su punto máximo en noviembre, duplicándose con creces desde el inicio de 2020. Con el desplome del miércoles, las acciones han caído un 62% este año.

PUBLICIDAD

Al comprar después de la caída de las acciones, Ackman dijo en una carta a los inversores en enero que “la oportunidad de adquirir Netflix a una valoración atractiva surgió cuando los inversores reaccionaron negativamente al reciente crecimiento de los suscriptores del trimestre y la orientación de la gestión a corto plazo”. Citó las características favorables de la empresa, como su modelo de negocio basado en la suscripción y su equipo directivo.

Las compras de acciones de Netflix por parte de Pershing se financiaron con la liquidación de la “mayoría sustancial” de una cobertura de tipos de interés, que generó unos ingresos de US$1.250 millones, dijo Ackman en su momento.

En su carta a los accionistas el miércoles, Ackman dijo que su fondo en general ha bajado un 2% en 2022. Dijo que ha aprendido de los errores del pasado para salir de las malas apuestas temprano. Dijo que redistribuirá el dinero de la venta de la participación en Netflix a otras oportunidades.

Pérdidas de Ackman

Netflix no es la primera gran pérdida del multimillonario inversor. Ackman admitió su derrota en una posición corta en Herbalife Ltd. después de una pelea con Carl Icahn, y obtuvo una pérdida de US$4.000 millones en su apuesta equivocada en Valeant Pharmaceuticals International Inc. También ha tenido problemas para encontrar un objetivo para su empresa de cheques en blanco, Pershing Square Tontine Holdings Ltd., que recaudó US$4.000 millones en una oferta pública inicial en julio de 2020 y aún no ha completado una transacción de fusión.

Sin embargo, Ackman ha logrado mejorar su fortuna en los últimos años, incluyendo años consecutivos de récord de rentabilidad en su fondo de cobertura con sede en Nueva York en 2019 y 2020.

Netflix, la “N” de las llamadas acciones FAANG de la tecnología que impulsó gran parte de la euforia del mercado en los últimos años, es ahora el ángel caído de ese grupo.

La empresa que inventó la idea de los atracones de películas favoritas, como El juego del calamar y Bridgerton, ha desechado su antiguo libro de jugadas y está buscando nuevas formas de aumentar los ingresos. Se está planteando ofrecer una versión con publicidad y tomar medidas contra los clientes que comparten sus contraseñas con amigos y familiares, lo que indica que los días fáciles de crecimiento de suscriptores han quedado atrás.

PUBLICIDAD