Estilo de vida

Por qué la inflación afecta a la generación Z más que al resto en EE.UU.

El aumento de los precios, la caída de las acciones y el aumento de los alquileres hacen que sea un momento difícil para entrar en la edad adulta

Un empleado trabaja junto a un bonsái y un mando de videoconsola en su mesa.
Por Claire Ballentine y Paulina Cachero
22 de mayo, 2022 | 08:12 AM
Tiempo de lectura: 5 minutos

Bloomberg — Entrar en la edad adulta es difícil y la inflación lo hace aún más.

El mayor salto en los precios en cuatro décadas en EE.UU. está impactando a la Generación Z justo cuando sus miembros se gradúan de la universidad, se mudan por su cuenta y comienzan sus primeros trabajos. Si a esto le añadimos que los precios de los inmuebles han puesto la propiedad de la vivienda fuera de su alcance, y que las acciones se desploman repentinamente tras dos años de ganancias, la bienvenida al mundo real es brutal.

La inflación es un desafío para las generaciones más jóvenes porque tienen que soportar todos los costos de la inflación, pero no necesariamente poseen los activos que ayudarán a que su balance general se mantenga a su ritmo”, dijo Jeff McDermott, planificador financiero certificado de Create Wealth Financial Planning. .

PUBLICIDAD

Para quienes no han experimentado ciclos del mercado en el pasado, este cambio repentino en la dirección de la bolsa y la economía es especialmente confuso. Para ayudar a desmitificar el mundo de los aumentos de tasas y los indicadores económicos, aquí hay algunas respuestas a algunas preguntas comunes:

¿Qué es la inflación?

Definida técnicamente como una disminución del poder adquisitivo de una moneda, la inflación se manifiesta como un aumento del precio de los bienes y servicios. No siempre es terrible y puede incluso promover el crecimiento, siempre que se mantenga en un nivel relativamente bajo. De hecho, la Reserva Federal pretende mantener la inflación en una tasa de alrededor del 2%.

Sin embargo, la medida más común de la inflación en Estados Unidos (el índice de precios al consumidor) subió un 8,3% en abril con respecto al año anterior, una de las lecturas más altas desde principios de la década de 1980. Esto significa que ahora los consumidores necesitan más dinero para comprar la misma cantidad de productos, y que sus ahorros en efectivo valen menos que hace un año.

PUBLICIDAD
Los precios promedio de los bienes de consumo son más de un 8% superiores a los del año pasado.dfd

¿Cuál es la causa?

Es complicado. La pandemia provocó que las fábricas y las plantas cerraran o produjeran menos bienes, y las interrupciones en las cadenas de suministro dificultaron la entrega de esos bienes a los consumidores. Mientras tanto, los cheques de estímulo por el Covid-19 y el aumento de los ahorros tras meses de confinamiento hicieron que los consumidores estuvieran más dispuestos a gastar, particularmente a medida que la pandemia disminuía en muchos lugares. Esa combinación de menor oferta y mayor demanda está elevando los precios.

La guerra en Ucrania y las consiguientes sanciones a Rusia han empeorado la situación al disparar los precios del petróleo y de los principales alimentos de exportación, como el trigo y el maíz, lo que está encareciendo el precio de los automóviles, de la calefacción y de los alimentos.

¿Cómo lo solucionamos?

La Reserva Federal. Una de sus principales funciones es mantener los precios estables, lo que puede hacer subiendo o bajando las tasas de interés. Recientemente, la Reserva Federal aumentó la tasa de interés de referencia en medio punto porcentual, el mayor aumento desde el año 2000. Aunque la inflación disminuyó ligeramente en abril con respecto al mes anterior, sigue siendo muy elevada y es casi seguro que la Fed subirá las tasas de interés varias veces más este año. Esto hace temer una desaceleración económica, que a veces es una consecuencia no deseada de tasas más altas.

¿Por qué la generación Z se ve especialmente afectada?

Las personas más jóvenes generalmente tienen menos ahorros y ganan un salario más bajo que sus pares de mayor edad, por lo que la situación se les dificulta aún más cuando las necesidades diarias como la gasolina y los alimentos de repente cuestan más. Además, muchos tienen problemas con las deudas de la universidad, con un 34 % de adultos de 18 a 29 años que tienen préstamos estudiantiles, según Education Data Initiative. Y los salarios no han seguido el ritmo de la inflación, aumentando solo un 4,7% en el primer trimestre respecto al año anterior.

Los miembros de la Generación Z también se encuentran con que una mayor parte de sus salarios, ganados con esfuerzo, se destina a los costos de la vivienda. Los alquileres han aumentado casi el doble de rápido en lo que va de 2022 que el año anterior, especialmente en las principales áreas metropolitanas como la ciudad de Nueva York, donde se dispararon un 38% en abril hasta alcanzar un costo mensual medio de US$3.420 por un departamento de una habitación, según Zumper.

El precio promedio de un dormitorio en Nueva York es un 38% más caro que hace un añodfd

El reciente desplome del mercado de valores no hace más que empeorar la situación. A largo plazo, los asesores financieros afirman que invertir en acciones, especialmente a través de estrategias fiscalmente eficientes como los 401(k), es una decisión inteligente. Pero es difícil ver cómo se reducen las inversiones ganadas con tanto esfuerzo, más aún si se destinan al pago inicial de una casa o a una boda.

PUBLICIDAD

Y el timing lo es todo: para los que pusieron dinero en el índice S&P 500 en sus profundidades pandémicas en marzo de 2020, han obtenido un rendimiento total de su inversión de alrededor del 80%. Pero los que invirtieron a principios de este año se enfrentan a un descenso de casi el 20%.

La historia es similar en el mercado de la vivienda. Los propietarios de viviendas antes de la pandemia han aprovechado el auge de los precios de la vivienda en todo el país, acumulando capital en el camino. Pero esa misma tendencia ha dejado la propiedad de la vivienda fuera del alcance de muchos jóvenes. En febrero, un indicador de los precios de la vivienda en las 20 mayores ciudades de EE.UU. aumentó un 20,2% con respecto al año anterior. Al mismo tiempo, las tasas de interés de las hipotecas son los más altos desde 2009, lo que eleva los pagos mensuales.

Los precios de las viviendas en las 20 mayores ciudades de EE.UU. se han disparado recientementedfd

¿Qué se puede hacer al respecto?

Lo principal que enfatizan los asesores: no se asuste. Aunque la caída de las existencias de este año ha sido alarmante y el aumento de los precios está presionando los presupuestos en todo el país, es probable que el dolor sea temporal.

PUBLICIDAD

Al menos históricamente, las acciones aumentan con el tiempo. Eso significa que en realidad es una buena idea invertir en índices de base amplia como el S&P 500 ahora, cuando las acciones son más baratas, dijo Jonathan Huss, planificador financiero certificado de Hussmen Financial. También recomienda volver a examinar su presupuesto y reducir elementos como los servicios de suscripción.

La reciente caída del mercado se produce después de dos años de ganancias históricasdfd

Otra táctica es compartir, según Eric Walters, fundador de Summit Hill Wealth Management.

PUBLICIDAD

“Es un buen momento para conseguir un compañero de piso y compartir el coste de una habitación de hotel con amigos para viajar”, dijo.

Por último, puede ser útil saber qué artículos se ven más afectados por la inflación. Por ejemplo, los precios de la gasolina y los boletos de avión se están disparando, mientras que el costo de la entrada a los eventos deportivos y las entradas de cine no.

Asegúrese de presupuestar sus gastos de diversión, y no se deje sorprender por el gasto excesivo en cosas que no le dan ninguna satisfación y que no son necesarias”, dijo Joseph Brady, fundador de Rock Financial Planning.

Este artículo fue traducido por Estefanía Salinas Concha.

PUBLICIDAD