Especiales

México cambia el rumbo de la Energía, pero estos empresarios siguen en los 500 de Bloomberg Línea

Los directivos dispuestos seguir invirtiendo en energía en México se ha estrechado, los más influyentes del sector están en la Lista de los 500 de Bloomberg Línea.

México cambia el rumbo de la Energía, pero estos empresarios siguen en los 500 de Bloomberg Línea
22 de septiembre, 2022 | 05:13 PM

Ciudad de México — México ha modificado el rumbo de su política en energía después de 30 años de apertura a la inversión privada. Hoy la prioridad son las empresas estatales Petróleos Mexicanos y Comisión Federal de Electricidad, conocidas como Pemex y CFE.

El cúmulo de directivos dispuestos seguir invirtiendo en el país se ha estrechado ante las agresivas propuestas del Gobierno mexicano, por eso algunos de ellos entre los más influyentes de México forman parte de la Lista de los 500 de Bloomberg Línea.

Consulta aquí la lista completa de los 500 personajes de Bloomberg Línea

El gigante Sempra Infraestructura ha pasado de villana a aliada del Gobierno bajo la presidencia de Tania Ortiz Mena, quien ha revertido los enfrentamientos con AMLO para impulsar proyectos de Gas Natural de la mano de CFE, además de proyectos para exportar energía a Estados Unidos. Incluso contempla proyectos de almacenamiento estratégico de gas.

PUBLICIDAD

Alberto de la Fuente, quien preside Shell, también enfrenta el reto de desarrollar un descubrimiento en aguas profundas, en un ambiente de hostilidad del gobierno de López Obrador hacia las petroleras privadas por incumplir con sus metas de producción.

El CEO de Iberdrola, Enrique Alba, es uno de los directivos con más problemas en México dentro del sector energético. López Obrador ha dicho que la empresa utiliza prácticas ilegales para obtener ganancias a costa de la CFE, aún así Iberdrola ha logrado que el poder judicial proteja a la principal generadora privada de electricidad en México.

El mismo caso ocurre con Bruno Riga y la empresa italiana Enel que tiene inversiones detenidas por US$500 millones, sin embargo eso no le ha impedido hacer nuevos negocios en México con su filial Enel X y un contrato con autobuses eléctricos en la Ciudad de México.

PUBLICIDAD