PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Guatemala

Emprendedores guatemaltecos son resilientes, pero 5 retos los frenan para escalar

El último reporte para Guatemala del Monitor Global de Emprendimiento (GEM 2021-2022) refleja los desafíos del ecosistema para poder crecer y mantener a flote los nuevos negocios.

están enfocados al consumo y uno de los obstáculos es la falta de acceso a productos financieros.
16 de junio, 2022 | 07:00 am
Tiempo de lectura: 4 minutos

Guatemala — El décimo segundo Reporte Nacional de Emprendimiento para Guatemala (2021-2022) elaborado por La Universidad Francisco Marroquín, a través del Centro de Emprendimiento Kirzner, indicó que son 2.7 millones de guatemaltecos los que generan ingresos emprendiendo un negocio.

Al analizar los indicadores del proceso emprendedor que establece el GEM, de los 47 países participantes, Guatemala ocupa la tercera posición como uno de los países en donde una mayor porción de su población adulta (18-64 años) es dueña y administradora de un negocio establecido, es decir, que tienen más de 42 meses de estar funcionando.

PUBLICIDAD

Además, la investigación evidenció que la mayoría de emprendedores toma la decisión de abrir un negocio por sobrevivencia debido a la escasez de empleo; y algunos de los efectos que sobresalen como obstáculos para poder escalar sus negocios son la poca novedad y valor agregado que están brindando a sus productos o servicios.

Características de los emprendimientos:

  • El 42.4 % inicia con una inversión inicial inferior a cinco mil quetzales y el 48 % no genera ningún empleo.
  • Asimismo, 7 de cada 10 negocios pertenecen al sector económico del consumo (70.1 %) y el 83.1% atiende clientes que se ubican en la comunidad o municipio en donde vive el emprendedor.

Las características anteriormente mencionadas han estado presentes en los emprendedores año con año, desde 2009, cuando se empezaron a hacer mediciones con el GEM por primera vez en el país.

PUBLICIDAD

Los 5 desafíos que limitan la escalabilidad:

  1. Fuentes de financiamiento poco sofisticadas y accesibles para distintos perfiles de emprendedores.
  2. La urgencia de generar ingresos promueve la creación de negocios que obtengan resultados de retorno rápidos y se ubican en nichos de mercado donde es complejo ganar escala si no brindan un valor agregado.
  3. Conocer y operar en la formalidad se percibe como algo costoso, complejo y poco atractivo.
  4. La infraestructura del país no hace más competitivos a emprendedores que pueden expandirse a otros departamentos e incluso a posibilidad de exportar.
  5. Los emprendedores son más vulnerables y propensos a ser víctimas de un delito.

Por otro lado, estas son las acciones que podrían ayudar a estos emprendimientos a superar esos obstáculos, recomendó Mónica Río Nevado de Zelaya, líder del equipo GEM Guatemala.

  • Simplificar el proceso para formalizarse (menos pasos, más simple, más claro, digital, entre otros).
  • Costos más asequibles en la estructura fiscal.

Profundización de los retos para escalar

Emprender por necesidad: El 70 % de los emprendedores tiene como motivación principal generar ingresos ante la imposibilidad de hacerlo a través de un empleo formal.

La urgencia de tener ingresos lleva a los emprendedores a optar por negocios parecidos a los ya existentes (67% no considera que sus clientes vean los productos o servicios que ofrecen como novedosos o desconocidos).

“Esta forma de verlo limita el enfoque en el crecimiento del negocio o su perfeccionamiento y hace que el emprendedor se mantenga en una búsqueda permanente de fuentes alternas para generar ingresos”, expresó David Casasola, director de Investigación, GEM Guatemala.

PUBLICIDAD

Baja formalización: El 66.6 % de los emprendimientos en fases tempranas opera de manera informal, pero a medida que los negocios superan los 3.5 años de operación la tasa de informalidad se reduce al 43.4 %.

Dentro de las principales razones por las que no se formalizan los emprendedores se encuentran:

PUBLICIDAD

No ven el beneficio de hacerlo (39.9 %), lo caro que es operar formalmente (19.8 %) y no saber cómo hacerlo (16.8 %).

Vulnerables ante delitos: El simple hecho de ser un emprendedor hace que las personas tengan una mayor probabilidad de ser víctimas de algún delito. Un emprendedor es asaltado 1.5 veces más que un guatemalteco no emprendedor.

PUBLICIDAD

El 17.9 % del total de emprendedores y el 12.1 % del total de no emprendedores reportó haber sido víctima de algún delito en el 2021.

Productos financieros poco sofisticados: Los expertos entrevistados en la Encuesta Nacional de Expertos -NES por sus siglas en inglés- consideran que en Guatemala son limitadas las fuentes de financiamiento sofisticadas para los negocios nuevos y en proceso de creación.

PUBLICIDAD

Al asignar una calificación de 0 a 10, siendo 10 la nota más alta que indica que se percibe con mayor disponibilidad la fuente de financiamiento calificada, estos expertos consideraron que el financiamiento proveniente de inversionistas informales -familiares y amigos- es la fuente más disponible (4.9 puntos en promedio), y el financiamiento a través de la bolsa de valores como la menos disponible (0.9 puntos).

Según la encuesta para emprendedores, el 57 % aporta el total de la inversión inicial para arrancar su negocio y únicamente el 13 % obtiene recursos de instituciones financieras. Por lo tanto, todavía existe bastante espacio para innovar en el desarrollo de productos financieros que se ajusten al perfil y a las necesidades de los emprendedores identificados en el estudio.

PUBLICIDAD

Falta de educación y capacitación: Según el índice de capital humano del Banco Mundial, en 2020 la población guatemalteca tenía 6.3 años de escolaridad ajustados por aprendizaje, siendo superado por el 70% de los países analizados.

Además de los bajos niveles de escolaridad y calidad educativa que tiene el país, los expertos entrevistados en la NES perciben que el sistema educativo a nivel de primaria y básicos tiene baja capacidad para estimular la creatividad y el desarrollo de habilidades blandas aplicadas al emprendimiento (2.3 puntos en promedio, la nota más baja de las 13 áreas calificadas).

Según el Sistema Nacional de Información mipyme Guatemala, en 2015 el 88.7% de las empresas registradas eran microempresas (1-10 trabajadores), situación que ocurre en Latinoamérica (89.6%) y también en países desarrollados como Italia (81.9%), Israel (80.6%) y Estados Unidos (78.5%).

Si bien, la gran participación de las mipymes dentro del total de empresas existentes es una característica que se repite en la mayoría de países, es crucial que Guatemala cuente un entorno para que los emprendedores que se esfuercen por hacer que sus negocios crezcan y sean competitivos a nivel internacional lo logren con mayor facilidad.

Acciones sostenibles: Según los integrantes del GEM Guatemala es necesario definir marcos regulatorios (salariales, tributarios, sanitarios, comerciales) estables y fáciles de cumplir, acceso a infraestructura productiva, garantizar la seguridad de las personas y su patrimonio, certeza jurídica sobre las inversiones, eficiencia en la operación de puertos y aduanas.

La emergencia sanitaria y económica ocasionada por la pandemia del Covid-19, los cuellos de botella que enfrentan las cadenas de suministro a nivel internacional, las presiones inflacionarias que enfrenta el mundo y el temor de una posible recesión a nivel mundial incrementan el sentido de urgencia de hilvanar una serie de cambios que mantengan congruencia a lo largo de distintos gobiernos de turno, enfatizaron los líderes del GEM Guatemala.

PUBLICIDAD